Google +
Suelo radiante como sistema de climatización para este invierno 2017

El invierno se acerca y con él llega el frío y la duda de si cambiar el sistema de climatización de tu vivienda. Con la llegada de las bajas temperaturas son muchas las personas que se plantean si cambiar su sistema de climatización a uno de suelo radiante, sin embargo antes de decidirse hay que tener en cuenta diversas cuestiones.

En primer lugar hay que tener en cuenta que no en todos los tipos de suelo se puede instalar el suelo radiante. Este sistema de climatización se instala colocando un panel aislante sobre el hormigón de la casa, allí se fijan las tuberías que van conectadas a unos colectores instalados en la vivienda.

Cuando la instalación está hecha se procede a llenar los circuitos de agua, se vierte mortero sobre el panel aislante que se ha instalado y encima se coloca el suelo de la vivienda. El suelo radiante como sistema de climatización se concibió con la idea de que el calor o el frío suban y no bajen a las viviendas inferiores, produciendo pérdidas.

Como ya comentábamos, este sistema de climatización no se puede instalar en todos los tipos de suelo, ya que los mismos tienen que tener inercia térmica para conservar la energía térmica y liberarla de forma progresiva. Los mejores tipos de suelo para colocar este sistema de climatización son el mármol o las baldosas.

Antes de instalar un sistema de climatización por suelo radiante hay que tener en cuenta si se tiene el espacio suficiente para colocar la máquina de aerotermia, que es la encargada de producir el frío y el calor. El tamaño de esta máquina siempre depende del área a climatizar, pero hay que tener en cuenta que debe estar en contacto con el exterior.

También es importante conocer el tipo de aislamiento que posee la vivienda y la ubicación de la misma para saber si este sistema de climatización se adaptará o no a las necesidades de la casa. Lo mejor es contar con el asesoramiento técnico de profesionales del sector de la climatización de Zaragoza para realizar un estudio previo de su viabilidad.

Los sistemas de climatización por suelo radiante son ideales para viviendas pequeñas, ya que las paredes quedan libres. Además al funcionar a baja temperatura el consumo de energía se reduce considerablemente. Por otro lado este sistema de climatización se considera uno de los más saludables, sostenibles y respetuosos con el medio ambiente.

Por otro lado hay que tener en cuenta que su inversión inicial es alta, aunque se rentabiliza en poco tiempo. Antes de instalarlo también hay que contar con que si aparece una avería hay que levantar el suelo y por último, que al utilizar temperaturas bajas el tiempo para climatizar la vivienda es mayor.