Google +
A quién recurrir para la instalación del aire acondicionado

Estamos en primavera y dentro de nada llegará el verano con las altas temperaturas que ello conlleva, por lo que igual quieres instalar aire acondicionado en casa. Seguro que si es así te preguntas que sistema es el que más te conviene y cuál es la más adecuada para tu casa. En este artículo queremos ayudarte a dar respuesta a estas cuestiones para que elijas el sistema de aire acondicionado que más te convenga. Y es que desde la Asociación Española de Fabricantes de Climatización, AFEC, informan en su último estudio de mercado que hay un aumento en las ventas de los aparatos de aire acondicionado doméstico.

En este informe aparece que el año pasado se vendieron un total de 626.635 unidades, entre la suma de equipos transportables y de ventana, equipos de pared, suelo, techo, unidades sencillas y multi de hasta 6 kw, equipos de conductos y cassettes menores de 6 kw y fancoils. Este tipo de equipos de aire acondicionado son lo que más encontramos en los pisos, viviendas unifamiliares o pequeños locales comerciales. La potencia de estos equipos suele ser menor de 70kW y como siempre te recomendamos hacer el cálculo de frigorías para que sepas qué potencia necesitará tu equipo de aire acondicionado para enfriar tú hogar.

Si estás un perdido entre la gran cantidad de opciones que hay en el mercado, lo mejor es dejarte asesorar por profesionales para realizar la instalación de aire acondicionado que más se adecue a tus necesidades de climatización. Debes tener en cuenta que una instalación de aire acondicionado consta de una unidad interior y otra unidad exterior, este es el típico equipo de aire acondicionado que se coloca en la pared o encima de la ventana para climatizar una pequeña estancia. Por otro lado, si quieres climatizar varias habitaciones la unidad exterior suele constar de múltiples tipos de conexiones para conectar varias unidades interiores.

Otra opción de instalación es el aire acondicionado por conductos, el tipo de instalación más estética porque no se ven los aparatos de aire, sino que están integrados en un falso techo. Su mayor ventaja aparte de la estética es que ofrece la posibilidad de regular aire acondicionado de forma independiente en cada habitación. Es una instalación más costosa pero también con más capacidad de control sobre la instalación de aire acondicionado. Por otro lado, es importante también tener en cuenta el tipo de instalación disponible que hay en la vivienda, puesto que se pueden valorar otro tipo de soluciones de refrescamiento. Si se dispone de una bomba de calor reversible por ejemplo se puede estudiar la posibilidad de combinar la instalación con un suelo radiante y refrescante.