Google +
¿Qué es el aire acondicionado Inverter?

Los sistemas de aire acondicionado Inverter responde a la evolución en el funcionamiento se estos aparatos para conseguir la mayor eficiencia energética y menor consumo. Un sistema Inverter regula el funcionamiento del compresor de los equipos de aire acondicionado de forma que trabajen a una velocidad más constante, lo que permite ahorros de energía de hasta el 40 por ciento con respecto a los equipos que no utilizan este sistema. El sistema Inverter regula el mecanismo del aire acondicionado mediante el cambio de la frecuencia de ciclo eléctrico, regula la velocidad del compresor. En lugar de arrancar y parar, el compresor gira de forma continua, lo que ayuda a mantener constante la temperatura.

De esta forma se evitan consumos innecesarios y se asegura un gasto energético proporcional a la capacidad de refrigeración requerida, que además alarga la vida del compresor ya que no tiene que trabajar tanto. El aire acondicionado Inverter alcanza la zona de confort más rápidamente. Sin usar esta tecnología, el local se calienta o refresca en exceso ya que en los equipos sin tecnología Inverter no se pueden regular, por lo que necesita más tiempo para llegar a su nivel óptimo En cambio, los equipos con esta tecnología mantienen una temperatura agradable todo el tiempo con arranques y apagados suaves, consumiendo mucho menos.

Si quieres una buena instalación de aire acondicionado en Zaragoza que cuente con tecnología Inverter debes buscar gente profesional de este sector. En cuanto a las ventajas de los aparatos de aire acondicionado Inverter, son mucho más silenciosos ya que evitan los continuos arranques del compresor y del ventilador, que funcionan a velocidades bajas, reduciendo considerablemente el nivel de ruido. Además, la temperatura se mantiene estable sin cambios bruscos, lo que garantiza un mayor confort para los habitantes de la casa, lo cual es otra importante ventaja de estos equipos de aire acondicionado. Por otro lado, los aparatos de aire acondicionado con tecnología Inverter también consiguen un mayor ahorro.

Y es que la mayor ventaja de estos equipos es el gran ahorro energético que consiguen gracias a la regulación de la frecuencia de funcionamiento del compresor. Con la tecnología Inverter se puede ahorrar hasta un 50 por ciento de la energía dependiendo de su uso. Además, al evitar los continuos arranques del compresor y del ventilador, el aparato tiene que realizar menos esfuerzos y se alargará su vida considerablemente. Por último queremos resaltar que se mejora la eficiencia de la bomba de calor, ya que si un equipo de bomba de calor no Inverter deja de funcionar correctamente cuando la temperatura exterior es de 0ºC, para una bomba de calor Inverter el límite se sitúa en temperaturas bajo cero.