Google +
Legionela e instalaciones de aire acondicionado en Zaragoza

Numerosas comunidades, edificios u oficinas de Zaragoza cuentan con instalaciones térmicas centralizadas. Estas instalaciones lo que hacen es prestar servicio a todo el edificio, refrescando el aire de su interior, como cualquier equipo de aire acondicionado. Sin embargo en estas instalaciones es mucho más importante su limpieza y mantenimiento.

Estas instalaciones centralizadas proporcionan el aire frío a todas las personas que se encuentran dentro del edificio, por supuesto si se realiza una limpieza periódica y un buen mantenimiento de la misma no hay ningún problema para la salud de las personas, pero si no se realiza puede transmitirse la bacteria legionela.

Durante los meses del año más cálidos es más fácil que esta bacteria se pueda desarrollar en las instalaciones de aire acondicionado. Esta bacteria se desarrolla en las aguas superficiales y es capaz de sobrevivir en diversas condiciones físico – químicas, de ahí la importancia de una buena limpieza y un buen mantenimiento de la instalación.

Para que la salud de las personas no corra peligro es necesario que se lleven a cabo programas de mantenimiento periódico en las instalaciones de aire acondicionado contra la legionela. Por otro lado también es importante mejorar las estructuras y las funcionalidades de la instalación, o realizar controles periódicos de calidad microbiológica y físico-química del agua.

Es importante que se limpie y desinfecte las instalaciones de aire acondicionado centralizadas por lo menos dos veces al año. En las instalaciones que se pongan en funcionamiento por primera vez también es importante realizarlas o en instalaciones que han estado paradas un tiempo o han sido reparadas.

En este sentido es imprescindible contar con un profesional del sector de la climatización de Zaragoza, pues de esta manera se llevará a cabo el mantenimiento higiénico – sanitario adecuado de la instalación. Además un buen mantenimiento también ayuda a prevenir o diagnosticar con tiempo y por lo tanto evitar problemas mayores.

Lo mejor en estos casos es contar con el asesoramiento técnico de una empresa de confianza, que además sea la encargada de realizar el servicio integral de la instalación de aire acondicionado centralizada, es decir, que además de ocuparse de la parte higiénico – sanitaria, se ocupe del mantenimiento e incidencias mecánicas de la instalación.

Como se puede comprobar, además de para evitar averías y desembolsos económicos no deseados, el mantenimiento es una parte fundamental en las diversas instalaciones de las comunidades, edificios u oficinas. Un buen plan de mantenimiento es la mejor forma de asegurar el buen funcionamiento de una instalación de aire acondicionado.